Los 10 diseñadores de moda más importantes en España
ESSAE
Logo Ministerio de Empleo y Seguridad Social
Emagister Cum Laude

¿Necesitas más información?

telefono900 264 314
UPSA

¿Cuáles son los 10 diseñadores de moda más importantes en España?

Conoce a los 10 diseñadores de moda más importantes de España

CRISTOBAL BALENCIAGA

Cristóbal Balenciaga, el hijo menor de cinco hermanos, nació en 1985 en Guetaria, un pequeño pueblo pesquero de Guipúzcoa. La muerte de su padre cuando él tenía cinco años, hizo que fuese su madre quien a partir de ese momento se ocupase de mantener a su familia trabajando como costurera.

 La profesión de su madre fue lo que sembró en Balenciaga el interés por la moda y le proporcionó los conocimientos básicos sobre costura y patronaje. Durante su adolescencia decidiría continuar su formación como modisto trabajando en algunas de las casas de moda de más renombre en San Sebastián.

En 1919 abriría en San Sebastián, junto con su hermana, su primer taller de costura. Lo llamaría Eisa, que era el apellido de su madre, en honor a esta.

Su fama fue en aumento y su nombre llegó a oídos de la familia real española y la aristocracia de la época que, tras conocer su trabajo, lucirían orgullosos sus diseños.

A pesar de su éxito en nuestro país, el estallido de la Guerra Civil forzó a Balenciaga a cerrar sus tiendas, tomando la decisión de trasladarse a París.

Sus diseños, caracterizados por hombros caídos, cintura pinzada, caderas redondas, falda por debajo de la rodilla, manga japonesa y figuras cuadradas, se considerarían auténticas obras de arte.

Defendía la comodidad y la naturalidad de la mujer, lo cual se reflejaba en las siluetas de sus diseños, en los que las líneas puras y el desarrollo de nuevos volúmenes cambiarían la manera de ver la moda en la época.

Sus prendas no solo se distinguirían por el diseño, sino por un acabado perfecto, casi escrupuloso. Se decía del diseñador que su nivel de exigencia era tal que podía llegar a desarmar completamente un vestido si no le complacía por completo.

Cristóbal Balenciaga, a pesar de su éxito, se mantendría durante toda su vida al margen de las cámaras y el lado más frívolo de la moda.

Este maestro de la alta costura se retiraría en 1968, tras cincuenta años de trabajo. Regresó entonces a España y vivió hasta sus últimos días en Altea. Moriría a los 77 años, de manera inesperada, debido a un infarto de miocardio

 

MANUEL PERTEGAZ

Manuel Pertegaz nacería en Olva, Teruel, donde viviría hasta los diez años de edad, momento en que su familia se mudara a Barcelona.

Siendo todavía un niño, abandonaría el colegio para comenzar a trabajar como chico de los recados en una tienda de moda en la calle del Carmen, puesto que dejaría en un par de años para comenzar su trabajo como  aprendiz en la sastrería Angulo.

A la temprana edad de veinticuatro años abrió su primera casa de costura en Barcelona, y ese mismo año presentó su primera colección, caracterizada por la elegancia y la originalidad.

Con treinta años abriría una segunda casa en Madrid, en la calle Hermosilla esquina con Velázquez.

En 1954 viajaría por vez primera a Estados Unidos, tras lo cual, sus diseños comenzarían a venderse en las mejores tiendas de Nueva York, Boston, Atlanta y Filadelfia. Fue también en 1954 cuando le concederían el “Oscar de la Costura” de la Universidad de Harvard.

En 1957 sus trajes ya se exportaban a Gran Bretaña, Suiza y Canadá, y presentaba sus colecciones en El Cairo, Venecia, Londres, Santiago de Chile y Copenhague.

Con la muerte de Christian Dior, se propondría el nombre de Pertegaz para continuar con su legado, pero este rechazó amablemente la oferta, ya que según sus palabras, quería permanecer fiel a la alta costura española.

En 1960 asistió a la primera Gala de la Moda Europea celebrada en México y, en 1964, a la Feria Universal de Nueva York, donde los críticos alabarían sus creaciones por su originalidad, que nada tenía que ver con la de los diseñadores de la época.

Célebres mujeres como la reina Doña Sofía, la cantante Salomé, Aline de Romanones, Lola Flores, Ava Gardner o Audrey Hepburn serían fieles clientas de Manuel Pertegaz.

 En 1968 contaba ya con más de 700 empleados entre todos sus talleres.

En los años setenta, década en la que el pret-a-porter adquirió verdadera relevancia, el diseñador creó su primera colección boutique, la cual presentó en la Gala de España.

En 1975 cerraría sus talleres en Madrid, permaneciendo sin embargo sus talleres de pret-a-porter de Barcelona.

En 1997 creó su primera colección de moda masculina, que causó gran sensación el el mundo de la moda.

En 2004 se celebraría una exposición retrospectiva de su carrera en el Museo Reina Sofía de Madrid y recibiría a Aguja de Oro honorífica. Fue también en ese mismo año cuando diseñó el vestido de novia de la reina Letizia.

 La carrera de este genio de la moda, regada de múltiples premios a su trabajo, finalizaría el 30 de agosto de 2014, fecha en la que falleció a los 96 años de edad.

 

MARIANO FORTUNY

 Mariano Fortuny y Madrazo nace el 11 de Mayo de 1871 en Granada. Fue pintor, escultor, fotógrafo y escenógrafo, pero el mundo se rindió ante su pericia y destreza como creador de telas y vestidos.

Mariano Fortuny nacería ya en una familia de artistas. Su padre fue el famoso pintor Mariano Fortuny i Marsal, y su madre, hija del también pintor Federico de Madrazo Kuntz y nieta de Federico de Madrazo , conocido retratista que fue nombrado director del Museo del Prado en 1861.

Aunque se dice que el genio no se hereda, en este caso si fue así, ya que a una temprana edad destacaría por un tremendo talento artístico. Estudió dibujo y química en Francia y Alemania respectivamente. Aunque fue un pintor digno, no pasaría a la historia por ello, sino por ser un gran maestro en la innovación de tejidos.

En 1988 se trasladaría a Venecia, lugar en el que descubriría la gran colección de tejidos antiguos que atesoraba su familia.

Fue en 1906  cuando abriría, junto a su esposa Henriette Negri, un taller en el Palacio Pesaro degli Orfei, donde crearía tejidos originales utilizando técnicas que aún a día de hoy desconocemos.

Fortuny creó en 1911 la sociedad Mariano Fortuny para comercializar tejidos y, en 1919, la Sociedad Anónima Fortuny para imprimir mecánicamente papeles pintados, fotografías y tejidos.

Sus creaciones en moda se caracterizaron por inspirarse en la indumentaria de la Antigua Grecia. De entre sus creaciones en moda, destacó el vestido Delphos, una ligera túnica plisada de forma manual junto con la ayuda de una máquina semimecánica formada por un sistema de poleas y rodillos capaz de conseguir el ondulado de su superficie.

Fortuny trabajó frecuentemente con sedas y terciopelos, tejidos en los que la luz era un factor clave. No en vano fue el primer artista en dedicarse a la incandescencia indirecta como forma de iluminar interiores.

A finales de la primera década del siglo XX, Fortuny ya vendía sus telas y diseños alrededor de todo el mundo, encontrando en Estados Unidos uno de los países en los que tendría una mejor clientela.

Ante la imposibilidad de importar seda de Japón y algodón de Inglaterra en los años treinta debido al proteccionismo de Mussolini con la industria italiana, la fábrica Fortuny entró en bancarrota.

Mariano Fortuny y Madrazo moriría en 1949 en Venecia, tras lo cual su viuda deja parte de su herencia al Estado español.

 

PACO RABANNE

Francisco Rabaneda Cuervo, que tomaría el nombre de Paco Rabanne como diseñador de moda, nació el 18 de Febrero 1934 en Pasajes, Guipúzcoa.

Su madre trabajó como costurera jefe en el taller del diseñador de moda Cristóbal Balenciaga, en San Sebastián, lo que supondría para él una primera toma de contacto con el mundo de la moda.

Con la edad de cinco años, se trasladó con su familia a Francia, donde más tarde estudiaría Arquitectura en la Escuela Nacional Superior de Bellas Artes de París.

Las primeras aportaciones de Rabanne al mundo de la moda fueron originales e innovadoras piezas de bisutería y botones de plástico que vendió a Balenciaga, Dior o Givenchy.

En 1963, con 26 años, ya presentaba su primera colección, en la que hacía uso de materiales como el plástico, el papel, el aluminio o la cota de malla para confeccionar sus prendas. Esta colección fue su verdadero detonante en el mundo de la moda.

Su marca, que creó desde alta costura a perfumes y elementos de decoración, pasó a pertenecer al grupo español Puig en 1986, aunque  Rabanne continuó controlando la parte del diseño de moda.

Más tarde introduciría materiales como el nácar y el nylon armado en sus diseños, continuando con su papel innovador en la industria de la moda.

En 1999 anunció su retirada de la alta costura y cedió la creatividad a discípulos como Rosemary Rodríguez o Patrick Robinson.


AGATHA RUIZ DE LA PRADA

 Agatha Ruíz de la Prada, hija del  arquitecto y aristócrata castellano Juan Manuel Ruiz de la Prada y Sanchiz, y la aristócrata catalana María Isabel de Sentmenat y Urruela, nació el 22 de julio de 1960 en Madrid.

La diseñadora cursó sus estudios de diseño de moda en en la Escuela de Artes y Técnicas de la Moda de Barcelona.

Su primer contacto con la industria tras finalizar sus estudios fue trabajando como ayudante en el estudio del diseñador Pepe Rubio.

En 1981 debutó con un desfile en Madrid, y su nombre comenzó a sonar con fuerza en la capital española.

En 1982 inauguraría su primera tienda/estudio en Madrid, donde expondría sus famosos Trajes Pintados, característicos por sus diseños atrevidos, alegres, coloridos y dotados de ese aire infantil que identifica a su firma. Desde entonces, su fama no ha hecho otra cosa que crecer.

La combinación de colores vivos, los motivos como estrellas, corazones, flores o lunas y su divertida puesta en escena, han logrado una gran repercusión no solo en el mundo de la moda, ya que la célebre diseñadora ha conseguido crear un universo propio que abarca desde decoración hasta papelería, pasando por menaje, perfumería, joyería…

 

ADOLFO DOMÍNGUEZ

Nacido en 1950 en Orense, Adolfo Domínguez inició estudios de Bellas Artes y Cinematografía en París, en la Universidad Vincennes de la capital.

Durante un viaje a Inglaterra en su adolescencia y tras observar la  industrialización del país en aquel momento, decide regresar a España para trabajar por un cambio en la moda de nuestro país.

En 1983 se propone montar su marca en el seno de la sastrería familiar. Fuertemente influenciado por los diseñadores japoneses del momento, la propuesta para sus diseños se basó en la sobriedad y en la libertad. Su estilo es práctico y creado principalmente para una mujer y un hombre activos en el mundo laboral, un mundo en el que el traje sastre adquiere gran importancia.

La célebre frase “La arruga es bella” que utilizó el diseñador para referirse a uno de sus tejidos favorito, el lino, ha trascendido las cualidades de este material, siendo utilizada como una filosofía de vida y convirtiéndose en un eslogan eterno en la moda de España.

Actualmente, Adolfo Domínguez  cuenta con numerosas tiendas repartidas por medio mundo, con prendas tanto femeninas como masculinas, y es considerada una de las compañías más importantes a nivel internacional.

 

FRANCIS MONTESINOS

Francisco Montesinos Gil nace el 12 de diciembre de 1950 en Valencia.

Se inició en el mundo del diseño en 1969, año en el que comienza sus estudios  de interiorismo, diseño y moda en la Escuela de Artes y Oficios de Valencia.

En 1972 abriría su primera tienda en su Valencia natal, en el Barrio del Carmen, un negocio familiar en el que comenzaría a llevar a cabo sus primeras colecciones de moda, y donde acudiría la sociedad española en busca del nuevo estilo que el diseñador era capaz de  proporcionarle.

En 1975 sus diseños aparecerían en la revista Centromoda, la revista de moda más importante del momento en España. Tras ello, su nombre comienza a ser conocido en todo el ámbito nacional.

En los años ochenta se traslada a Madrid, centro de la movida madrileña, donde se relacionará con la generación de creadores del movimiento.

Fue en 1985 cuando se le concedería la Aguja de Oro al Diseño en Moda.

Sus diseños destacan por tratarse de una reinterpretación moderna de las raíces españolas. En ellos abunda el colorido,  las flores, la pedrería, los flecos, los volantes, el brocado y la organza.

A finales de los ochenta mostrará sus colecciones en la pasarela Cibeles de Madrid, lo que le proporcionará una proyección en la moda no solo a nivel nacional, sino internacional.

 

JESÚS DEL POZO

 Jesús del Pozo nace en Madrid, el 24 de diciembre de 1946.

 Tras finalizar sus estudios de Diseño de Muebles y Arquitectura de Interiores, se toma un periodo de reflexión para decidir sobre su futuro, y durante este tiempo se dedica a viajar alrededor del mundo.

 En 1974 regresa a Madrid para abrir una tienda de ropa masculina en la calle Almirante, pleno corazón de la movida madrileña, y en 1976 presenta su primera colección de hombre en el SEHM de París. Pese al gran éxito de ventas que obtuvo con su tienda, en 1979 decide dedicarse única y exclusivamente al diseño de moda de mujer.

Sus prendas esculturales pero a la vez sencillas tuvieron una gran repercusión en el panorama de la moda española.

Jesús del Pozo fue el primer diseñador de moda que recibió la Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes en 1998, Pero no solo eso, sino que también  se hizo con el Premio Nacional Cristóbal Balenciaga en 1989 y con la Aguja de Oro en 1981.

Tras su fallecimiento en 2011, como consecuencia de un efisema pulmonar, el grupo Perfumes y Diseño compró la marca y nombró a Josep Font su diseñador principal.


AMAYA ARZUAGA

Amaya Arzuaga Navarro nace en Lerma, Burgos, en 1970. Su madre, que tenía un taller textil en Lerma, inspiró a la diseñadora para dedicarse a la profesión.

Tras finalizar sus estudios de diseño en la Universidad Politécnica de Madrid en 1992 se une a la empresa familiar Eclipse y, en 1994, tan solo dos años más tarde, crea su propia firma. En ese mismo año, Amaya Arzuaga ya debutaba en la pasarela Gaudí y en Cibeles. Pronto mostraría también sus colecciones en las pasarelas de Londres, Milán y París, dándose a conocer internacionalmente.

Los diseños de Arzuaga siempre se han caracterizado por los volúmenes extremos,  así como por los cortes asiméticos y deconstruídos de aire vanguardista.

En 2005 recibía  la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, y en 2013, el Precio Nacional de Diseño de Moda y el Premio Nacional por la Innovación.

En la actualidad las cifras de venta de Amaya Arzuaga alcanzan las más de 40.000 prendas por temporada.

 

MANOLO BLAHNIK

Manuel Blahnik Rodríguez, más conocido como Manolo Blahnik, nace en Santa Cruz de La Palma, Canarias, el 27 de noviembre de 1942.

Este graduado en Derecho Internacional y Literatura por la Universidad de Ginebra, se trasladó a París para continuar con sus estudios, esta vez en arte, en la Escuela del Louvre y en la Escuela de Bellas Artes.

Más tarde, se instalaría en Londres, donde compaginaría su trabajo como dependiente con la redacción de artículos para la revista Vogue Hombre italiana.

Durante un viaje a Nueva York, conoció a Diana Vreeland, editora de Vogue Estados Unidos, quien orientó a Blanhik para dedicarse al diseño de zapatos.

Su talento propició la fama de sus zapatos, convirtiéndolos en un símbolo de estatus que muchas mujeres, famosas  y no famosas, codiciaban llevar. En el periodo aproximado de diez años, sus diseños, en los que predominaba el color, la mezcla de texturas y la fantasía, se hicieron conocidos mundialmente.

Han sido numerosas las celebridades que se han convertido en fieles seguidoras de Blahnik, como Paloma Picasso, Victoria Beckham o Madonna, entre otras.

Categorías

Últimos posts

BECAS y AYUDAS para tu curso profesional
¡Te damos toda la información!


900 264 314

Dínos quién eres
Déjanos un teléfono
¿Nos dejas tu email?
¿En qué provincia vives?
Acepta las condiciones
Whatsapp